Soñar por soñar

Tener sueños y disfrutar del camino que te lleva hacia ellos me parece una de las mejores cosas de la vida. Los míos son de todas las formas y colores. Algunos más viables que otros, es cierto. Pero me da igual. Me encanta tumbarme en el sofá y dedicarme a pensar a lo grande. Me imagino las situaciones y conversaciones sin ceder ante los comentarios negativos de personas con excesiva dosis de realismo. Yo prefiero vivir con la imaginación y el corazón. Y además, hay veces que cuando gritas tus sueños muy alto, se terminan cumpliendo.

Ahora ronda por mi cabeza mi próximo viaje a las islas griegas. He empezado a disfrutar de ello mucho antes de estar allí físicamente. Ya me imagino las casitas blancas, el azul del cielo y el mar, los vestidos de verano y las ensaladas griegas. La sensación de sentir el sol sobre mi piel, la brisa suave, ir sin maquillaje y casi sin peinar y disfrutar de la mejor compañía. Leer un libro en la playa mientras se va poniendo el sol…¡Esto ya huele a verano!

IMG_5376

También me genera mucha ilusión pasar unos días con amigas, ir al Emdiv Music Festival en Alicante, enseñarles la isla Tabarca, hacernos fotos con la nueva cámara acuática que le regalamos al Gusano por su cumple, reírnos de absurdeces que sólo nos hacen gracia a nosotras, hacer que la vida cobre sentido y crear momentos para la posteridad. ¡Qué planazo!

IMG_7063

Otra cosa que me hace mucha ilusión, de momento, menos factible, es que Shakira haga canción este post que escribí. Honestamente, creo que puede gustarle. Ya me imagino reuniéndome con ella para hablar del asunto, que ella modifica algunos párrafos y añade un estribillo. Que quiere pagarme por haber escrito la canción y yo le digo que de ninguna manera, que es un regalo que le hago. Y finalmente lo que tenía pensado pagarme decidimos donarlo a su fundación Pies Descalzos o la fundación con la que yo fui a la India. O a las dos. A cambio, en el disco, pone que esa canción la hemos escrito ambas y me da entradas VIP para su concierto. Me pregunta que cuantas quiero. Le digo que 5: para Will, mi hermana, Checón, mi padre y yo. Si alguien más quiere entrada VIP puede empezar a hacerme la pelota DESDE YA. Este sueño genera gran incredulidad a ciertas personas, pero yo, optimista por naturaleza, he puesto en marcha un plan de acción para ello. Primero he intentado contactar con Shaki por Facebook y por Twitter. Misión imposible, porque de la que le dejo un comentario, al segundo hay 45373745744 comentarios encima del mío. El plan B ha sido intentar contactarla a través de sus clubs de fans. He mandado varios emails a diferentes direcciones, sin obtener respuesta alguna. Todavía tengo que intentar los planes C, D, E, F, G y H antes de tirar definitivamente la tolla. Seguiré informando y si alguien puede ayudarme o darme ideas para contactar con Shaki, le estaré eternamente agradecida e intentaré conseguirle una entrada VIP.

Me ilusiona también empezar a leer un libro nuevo y me ilusiona pensar en que un día escribo yo uno. Últimamente he leído “69 píldoras”, de Juan Vila y “Todos mis futuros son contigo”, de Marwan. Ambos contienen microrelatos. Me alucina que sólo con 10 líneas sean capaces de sacarte una lágrima. Leerlos me ha hecho pensar en que quizás un libro de ese estilo sería una buena forma de empezar mi aventura literaria. También me imagino que algún post de paulismosiempremoni se vuelve viral y que quedo finalista en el concurso 20Blogs. Aunque estas cosas nunca pasen, solo de pensarlas me motivo.

 

 

También me ilusionan pequeñas cosas,  que muchas veces son las más importantes. Como hablar de todo esto sentada a los pies de una piscina a las tres de la mañana. Descubrir fotos de hace años. Beber gazpacho y comer helado. Que mi tío Quique me haga fotos. Cualquier cosa que tenga que ver con bailar, yoga, amor o con dormir. Tener un proyecto en el trabajo que me motiva y que da sentido a los madrugones. Descubrir un mercadillo. O ir al concierto de Cristal Fighters el 11 de diciembre.

Creo en la ilusión. Creo que no sería capaz de vivir sin ella. Y creo que hay que buscarla por todas partes; todos tenemos algo por lo que luchar o por lo que vivir. Y no pienso creer que mis metas son absurdas. No. Ni lo de Shakira ni lo de nada. Aviso desde ya. Porque nada tiene de malo… soñar por soñar.

 

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Reflexiones y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s