Carta a mi yo del pasado

Querida yo del pasado,

Soy tu yo del futuro. He estado ordenando fotos de cuando estabas en la edad del pavo y no he podido evitar recordarte en esa época.  Con un poco de distancia, las cosas se suelen ver con más claridad. Por eso, me he tomado la libertad de escribirte unos consejillos desde el futuro, que creo pueden serte útiles para estos años adolescentes que estás viviendo. Ahí van:

  • Siento decirte que el flequillo no te favorece. Aunque lo intentes en distintas peluquerías y pruebes cortes y longitudes diferentes. Lo siento. El pelo corto como si fueras una coliflor tampoco es lo tuyo. Ni hacerte mil millones de capas. Luego se te quedan cuatro pelos al final de la coleta y no es cómodo para hacerte trenzas. Pelo largo y de tu rubio natural (aunque siempre habrá algún tarugo que te acuse de teñirte), es lo que mejor te sienta. Te digo todo esto para evitarte disgustos innecesarios. Pero vamos, que tú haz lo que quieras. Sin embargo, me he quedado con la incógnita de como te quedará el pelo largo teñido de color zanahoria. Al final no te atreviste con esto y me he quedado con la duda. Pruébalo, por favor. A estas alturas, entrada en la treintena, ya sí que no lo voy a hacer y me arrepiento de no haberme animado antes.

 

  • Menos es más. Lo aprenderás con el tiempo. No es necesario que te pongas todos los cinturones con moneditas y colgajos varios que tienes en el armario junto con todos tus maxi collares. En las fotos pareces un árbol de navidad con tanto adorno.

 

  • Cuida a tu familia y a tus amigas. Los años pasarán y ellos serán los que estarán siempre. El resto, irán y vendrán. Hay muchas personas que todavía están por llegar a tu vida y que te van a aportar infinidad de cosas buenas. ¡Mantén la mente abierta a las nuevas amistades!

 

  • Fíate de lo que piensas la primera vez que conoces a alguien. La intuición no te suele fallar y  las personas que vayan a ser importantes para ti, sabrás reconocerlas nada más verlas.

 

  • Échate protección solar 50, que sino luego te saldrán manchas, arrugas y lo peor de todo: alergia al sol. Sí, como lo lees. Acéptate como eres. Y cuida tu piel, te va acompañar siempre.

 

  • No dejes de hacer deporte. Lo de comer menos dulce ni te lo pido, porque sé que es imposible.

 

  • No copies (tanto). A parte de que te pillen copiando no es agradable, cuando eches la vista atrás, te arrepentirás de haber aprendido las cosas solo para el examen. La cultura es lo que nos diferencia de los animales. Si lo dejas todo para última hora, se vuelve un calvario, claro. Y las chuletas se convierten en tu única salvación.  ¿Pero y si intentas organizarte un poco mejor? El día que descubras lo que ayuda hacerse un resumen (bueno), te cambiará la vida. Lo aprenderás en la facultad. Desde ese momento se hará todo más fácil, disfrutarás más de estudiar, dejarás de copiar y los resultados serán mucho mejores.

 

  • Acuéstate antes. Lo de estar con el Messenger hasta las tantas es una pérdida de tiempo.

 

  • Pelearte con tus padres cuando eres adolescente es parte de la vida. Con los años te llevarás mucho mejor con ellos.

 

  • Usa las críticas negativas para motivarte.

 

  • En cuanto a amoríos…Todos cometemos errores y más cuando somos jóvenes, pero no hagas daño y si tienes que hacerlo, que sea el menor posible.

 

  • Que no te corten las alas. Va en contra de tu naturaleza.

 

  • Piensa las cosas antes de hacerlas. No te dejes llevar por lo primero que se te pasa por la cabeza, evalúa previamente que objetivo quieres conseguir con ello. No eres una persona analítica, pero tendrás que aprender a serlo, al menos un mínimo.

 

  • Habrá épocas en que pienses que no existe…pero le encontrarás. Aparecerá en el lugar menos esperado. Y tu vida, desde entonces, será (aún) más bonita.

 

  • Vive con esa alegría que te caracteriza y con esa sonrisa perenne, aunque haya personas que no entiendan por qué sonríes siempre.

 

  • Conserva tu espíritu infantil. Te ayudará a ser natural y esa es la clave del éxito. O al menos de tu éxito.

 

  • Viaja todo lo que puedas. Es la mejor forma de invertir tus ahorros. Y vete de Erasmus.

 

  • Todo lo que tenga que llegar, llegará. ¡Así que no te preocupes!

 

  • Se libre, juega, sueña…y sobretodo, quiérete mucho.

Con esto termino mi lista de consejos (de momento).

Tengo que decirte, mi pequeña yo del pasado, que a pesar de los 15 años que nos separan, no somos tan distintas, ¿sabes? Yo también sigo soñando e imaginando mil historias. Sigo siendo impuntual, acostándome tarde (muy tarde), sigo adorando a Shakira por encima de todo (hace concierto dentro de seis meses, ya tengo las entradas y la emoción me invade igual o más que cuando tenía tu edad), sigo atiborrándome de dulce, aunque ahora a veces compro chocolate negro en vez del que tiene leche y galleta para sentirme menos mal y ocasionalmente, me muerdo las uñas, ¡aunque justo ahora las tengo bastante bien!

Tengo también que decirte que cuando echo la vista atrás, me siento muy orgullosa de ti, pequeña yo del pasado. Eres una persona en la que confío plenamente y que sé que conseguirá cualquier cosa que se proponga. Y me encanta como eres ahora. Esto no sería así, si en el pasado no hubieras cometido errores y aprendido de ellos. Así que GRACIAS  por arriesgarte, por experimentar, por vivir la vida, por tu perseverancia, por ser valiente y luchadora, divertida y risueña.

Me despido por ahora. Dentro de 15 años volveré a ponerme en contacto contigo. No te deseo suerte, porque no la necesitas. Eres una persona con magia. Solo te falta creértelo, pequeña yo del pasado, para brillar con luz propia.

Te quiere, tu yo del futuro.

Y vosotros ¿Qué os diríais desde donde estáis ahora?

DSCF0006

 

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Los más leidos, Reflexiones. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Carta a mi yo del pasado

  1. Pingback: Querida yo del futuro |

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s